top of page

Artículos

FOTO AMT.jpg

Alfonso Martínez-Taboas, Ph.D

 

El doctor Alfonso Martínez-Taboas es psicólogo clínico y graduado de la UPR-Recinto de Río Piedras. Fue Presidente de la Asociación de Psicología de Puerto Rico (APPR) y Editor-en-Jefe de la Revista Puertorriqueña de Psicología. Al momento cuenta con 260 publicaciones profesionales y 11 libros publicados. Por su peritaje en trauma psicológico, en el 2013 la International Society for the Study of Trauma and Dissociation lo reconoció como Fellow. Durante su presidencia de la APPR se creó un Task Force para estudiar el tema de la comunidad LGBTQ+ el cual al presente se mantiene como un comité importante de la organización. 

Mi posición como aliade de la comunidad LGBTQ+:

Experiencias, aprendizaje y anécdotas

      Desde mis años de estudiante de maestría el tema de la homosexualidad (término muy utilizado en los 1980s) me atraía enormemente. Comencé a acumular una pequeña sección en mi biblioteca sobre el tema y empecé a leer vorazmente, en especial las publicaciones que provenían del Instituto Kinsey.

      Sin embargo, en mi ambiente académico en la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras, para ese entonces el tema no se discutía en las clases de psicoterapia ni psicopatología. Por fin, mi profesora de terapia de familia decidió conversar sobre el tema, pero encontré desilusionante que nos admitiera con franqueza que, cuando tenía un paciente homosexual, ella inmediatamente lo referiría. Razón: “no simpatizo con esas personas”. Puedo decir, sin temor a equivocarme, que sus palabras fueron las únicas que discutieron el tema de la diversidad sexual en mi maestría.

 

      Años más tarde -para el 1997- y con mi doctorado en mano, empiezo a elaborar la idea, casi como un soliloquio, de que en Puerto Rico debería haber una discusión seria, sistemática y rigurosa sobre la población LGBTQ+. Por lo tanto, trataba de no perderme las conferencias y libros que escribía para ese entonces el Dr. José Toro-Alfonso. Era un oasis escuchar este líder de la psicología puertorriqueña y presenciar sus conferencias y talleres.

 

      Cuando el Dr. Toro-Alfonso sale presidente en la Asociación de Psicología de Puerto Rico (APPR), yo esperaba que el tema se abriera mucho más a la discusión, pero no fue así. Años más tarde, creo que para el 2009, le pregunté al Dr. Toro-Alfonso la razón de porqué no resaltó el tema LGBTQ+ en su presidencia. Su contestación fue que como él era abiertamente gay, no deseaba dar la impresión de que usaba su privilegio presidencial para adelantar un tema que le tocaba muy de cerca. Su contestación, aunque la entendí, me creó incertidumbre.

 

      Sin embargo, el escenario cambió para mí cuando en el 2007 soy elegido presidente de la APPR. Ya en mi mente yo tenía un norte claro. Una de mis prioridades como presidente se relacionaría con la creación de dos Task Force presidenciales. El primero fue sobre prácticas basadas en evidencia, un tema que me parecía urgente discutir y posicionarnos como organización. El segundo Task Force fue sobre el tema de LGBTQ+. Para esta encomienda elegí al Dr. Toro-Alfonso como coordinador. Como muchos sabemos, este comité ha sido uno de vanguardia dentro de la APPR, ganando en tres ocasiones el Premio de Comité del Año.

 

      La pregunta es: ¿por qué tomé ese paso? ¿Por qué convertirme en un aliade de una comunidad y de un tema que en ese momento -y aún en el presente- generaba antipatía en ciertos sectores?

 

      Vamos desde el principio. Según Chen y Joel (2023) un aliade de la comunidad LGBTQ+ tiene tres características esenciales: 1) crea un espacio de aceptación; 2) toma acciones específicas para visibilizar y defender la comunidad LGBTQ+; 3) crea un espacio de humildad, en donde escucha y reflexiona sobre las necesidades de la comunidad. A través de los años he visto cómo les psicóloges han creado un espacio de más aceptación a la comunidad LGBTQ+. Lo noto en conferencias, artículos y hasta en charlas en una cafetería. De hecho, en un análisis bibliométrico, Martínez-Taboas y colegas (2016) documentaron con lujo de detalles cómo luego de la creación del Comité LGBTQ+ en la APPR es que se disparan los artículos y conferencias sobre LGBTQ+ en Puerto Rico. Sin embargo, el segundo punto de acciones específicas, no es tan común. La acción es vital para ser un aliade, porque ya no se trata de aceptación, sino de generar acciones específicas para adelantar los derechos de esta comunidad.

 

      En mi caso, creo que cumplo con los tres criterios. Me explico. Cuando en mi presidencia fundé dicho comité, lo hice totalmente convencido de que esta población necesitaba de nuestra atención y aceptación colectiva. Fuera las terapias reparativas, fuera el prejuicio malsano, fuera la invisibilización. Sobre la acción, este punto fue un reto para mí, ya que no tenía certeza sobre cómo los miembros de la APPR reaccionarían e incluso colegas que no son miembros de la APPR. Me puse a prueba y en el primer mes de mi presidencia escribí un artículo editorial en El Nuevo Día titulado Homosexualidad y Psicología. Recibí un par de felicitaciones, pero noté mucha frialdad. Un miembro de mi Junta Directiva nos contó que un colega le dijo: “Qué mal empezó la presidencia Alfonso tocando la homosexualidad”.

 

      En mi caso, mis conductas han sido consistentes y variadas como aliade: varias conferencias de prensa, innumerables artículos publicados en El Nuevo Día, la creación de una Magistral sobre LGBTQ+ en mi año de convención, publicación de dos libros sobre el tema, artículos profesionales y entrevistas en radio y periódicos (Toro-Alfonso & Martínez-Taboas, 2011; Vázquez-Rivera et al., 2016).

 

      He notado que cuando me dirijo específicamente al pueblo, en artículos de periódicos, las reacciones son inmediatas y virulentas. Insultos, amenazas e improperios son la orden del día donde se cuestiona mi profesionalismo y mi dignidad. Recuerdo un artículo que publiqué en El Nuevo Día sobre la matanza en la discoteca Pulse y la reacción de un lector. Lo inusual fue que la persona me escribió directamente a mi correo electrónico con un tono amenazante: “¿Usted

sabe PORQUÉ Puerto Rico está tan mal? Pues por personas como usted”. Pasó entonces a citar versículos bíblicos ilustrándome que yo estaba dañando la juventud.

 

      ¿Cómo he reaccionado a estos ataques? Creo que con compasión. A mi juicio esos ataques provienen de personas con unos enormes prejuicios ideológicos, matizados a la vez por el machismo, el patriarcado y algunas corrientes conservadoras religiosas. Su nivel de ignorancia es abismal, pero su empuje y convicción es de armas tomadas.

Sobre el tercer punto, el de humildad con la población LGBTQ+, creo que esa es una de mis fortalezas. Escuchar los testimonios elocuentes de los prejuicios, discrimen, estigma, aislamiento y odio hacia personas de la comunidad LGBTQ+, me ha hecho un ser humano más sensible al dolor del prójimo. Por lo tanto, interactuar con tantas personas, estudiantes y colegas de la comunidad LGBTQ+ ha sido para mí una escuela de vida.

 

      El estar consciente de estar en la academia y ser heterosexual/cisgénero me ha permitido utilizar ese privilegio para ayudar a impulsar las voces y experiencia de la comunidad LGBTQ+.

Mientras que un colega LGBTQ+ puede ser tachado de “prejuiciado” y de no ser “objetivo” por ser de la comunidad, en mi caso ese argumento resultaría falaz. También, me gustaría pensar que dada la reputación que he cultivado por años de ser un expositor en varios temas de la psicología puertorriqueña, hace más difícil que ataquen la credibilidad de mis escritos y posicionamientos.

 

      Por lo tanto, como aliade me atrevo sin tapujos a levantar mi voz y tomar posturas para visibilizar y defender a la comunidad LGBTQ+ la cual es a menudo vapuleada. Como aliade mi meta es combatir la ignorancia y la opresión. Como aliade me levanto firmemente por los derechos de la comunidad LGBTQ+, pensando que aliades como yo podemos hacer un cambio significativo en nuestra sociedad. Como aliade le envío un mensaje a las personas LGBTQ+: no están solas en esta lucha.

Referencias:

Chen, J. M., & Joel, S. (2023). How to be a better ally to the LGBTQ+ community. Harvard Business Review.

 

Martínez-Taboas, A., Esteban, C., & Vázquez, M. (2018). From darkness to daylight: Lessons learned in Puerto Rico to advance the recognition of LGBT studies. Ciencias de la Conducta, 33(1), 95-118. https://cienciasdelaconducta.org/index.php/cdc/article/view/6/11

 

Toro-Alfonso, J., & Martínez-Taboas, A. (2011). Lesbianas, gays, bisexuales y transgéneros: Apuntes sobre su salud desde la psicología. Publicaciones Puertorriqueñas.

 

Vázquez, M., Martínez-Taboas, A., & Francia, M. & Toro-Alfonso, J. (Eds.). (2016). LGBT 101: Una mirada introductoria al colectivo. Publicaciones Puertorriqueñas.

bottom of page